Con la policía hemos topado (II)

Dos días después de lo anunciado, un agente de Brixton Police Station se puso en contacto conmigo mediante correo electrónico. Mi sorpresa llegó cuando, al leer el correo, no me estaban solicitando los IMEI, ni preguntando sobre el uso hecho desde mi Twitter, ni informándome sobre la copia de la denuncia. El correo era para lamentar que hubiera sido víctima de un crimen e informarme que, tras una “investigación inicial”, habían resuelto que no tenían datos suficientes para una investigación y, por tanto, quedaba concluida. Sentían la frustración que eso me podía causar, pero que no desesperase, pues a lo largo del año terminaban cazando a muchos delincuentes y recuperando miles de objetos robados.

Recibir ese correo fue TODA UNA TRANQUILIDAD, dicho con toda la ironía posible, especialmente porque el resto del correo parecía más propio de la propaganda política previa a unas elecciones municipales, y con un anexo de recomendaciones que ya había seguido (bloqueos a través del operador) o no había podido precisamente porque la policía no había contactado conmigo (facilitarles los IMEI).

Metropolitan_Police_ai

Si en el futuro atrapamos a un delincuente en las proximidades por un caso similar, investigaremos si también es responsable de su caso. De esta manera resolvemos más de 8.000 crímenes al año. (…) Si le ha sido robada una propiedad y deja registro de la misma, es posible que le sea recuperada y devuelta en el futuro; cada año la recuperación de bienes robados asciende a un valor de 15 millones. (…) La información de su denuncia permitirá dirigir y administrar nuestros recursos y patrullas de la zona para evitar que haya nuevas víctimas de la delincuencia. (…) Puede contactar con las unidades de policía local de su zona para que le faciliten consejos para la prevención de delitos. (…) También puede contactar con la organización benéfica “Victim Support” que le proporcionará ayuda emocional, práctica y cualquier otra información sobre el funcionamiento judicial.

Pues sí, sumada a la rabia que da que te quiten el móvil de las manos, a la impotencia de no poder alcanzarle ni hacer más que denunciarlo, se suma la tristeza de que la policía te responda con un CORTA Y PEGA. Además, eso de que no tenían datos para investigar me hizo recordar un detalle tonto que olvidé dar a los policías y que podría haber ayudado… cosa de los nervios y el sofocón de la carrera, olvidé comentar que tiró al suelo una botella de bebida y que, cuando regresé al lugar con la policía, seguro que estaba en el mismo sitio donde la tiró. Dos días después del robo ya no servía de nada recordar aquel hecho.

Insistí respondiendo con un correo en el que mostraba claramente esa frustración, incluso asumiendo que no recuperaría el teléfono, pero haciéndoles saber que me quedaba perpleja ante la respuesta recibida por parte de la policía, tras dos días intentando facilitarles la información que ellos me habían requerido para sus investigaciones. Tras facilitar la información, me responden con un segundo correo en el que asignan mi caso a un oficial que contactará conmigo.

También intenté averiguar la manera de conseguir una copia de la denuncia por si la necesitaba para el seguro, pero me dijeron que con el número debía bastar.  Al decirle que era para una compañía del extranjero, me remitió a la Public Access Office, teléfono 0207 161 3500. En este teléfono me me pidieron que rellenara un formulario sobre la información que solicitaba y que estaba disponible en la web de Metropolitan Police.

El mismo día en que envié el formulario, 6 de junio, un segundo agente contactó conmigo por correo electrónico para informarme que los IMEI (por la mañana) aún estaban sin bloquear, pero ya explicaré estas cuestiones y gestiones en otro posteo. Victim Support logo

Pasado el fin de semana recibí tres cartas: una carta de Victim Support el día 10, otra de la Metropolitan Police  informándome de lo que me indicaron por e-mail (que se asignaba a un oficial que contactaría conmigo) y recordándome las recomendaciones de la policía y una tercera, la más sorprendente, la respuesta al Freedom of Information Request solicitando una copia de la denuncia. La respuesta fue que no me facilitaban la información solicitada amparándose en su derecho a “Neither Confirm Not Deny” (NCND) pues el escrito que yo les solicitaba (con mis datos personales y los datos de la denuncia: referencia, hechos, objeto robado…)  contenía datos personales susceptibles de utilizar por terceras personas o ser publicados. En cualquier caso, adjuntaban un nuevo formulario  “Application for access to your personal data held by the Metropolitan Police Service”, mediante el cual se hacía una excepción y entrega de documentación previo pago de 10 libras y adjuntando prueba de identidad y domicilio. Al parecer, según me aclaró una inglesa licenciada en Derecho, no existe una copia de denuncia a la española y entendieron que estaba solicitando el informe completo de la policía.

Como “copia de la denuncia” tengo que conformarme con la segunda carta recibida donde figura el número de referencia del informe policial.IMG_20140612_014118

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s