Una noche en Gatwick

Un título como si de una película de los hermanos Marx se tratara aunque, en este caso, no diré que pasara la noche partiéndome de la risa, pero sí con algunas escenas un tanto curiosas. El cometido era intentar descansar o dormir un poco antes de coger mi temprano vuelo, pero no lo logré.

Llegué al aeropuerto a las 23:15 y la llegada ya tuvo una escena graciosa. Nada más salir, me encuentro un montón de gente haciendo una larga cola para sacar billete en las máquinas expendedoras del “Gatwick Express”. Sí, ya sé, lo de “express” se refiere al tren, y no al tiempo invertido en coger el billete, pero es que había un cartel gigante que decía “The fast ticket to London”. Viendo el tamaño de la cola, convendría cambiar el eslogan o el tamaño del cartel.

Me fui directa al establecimiento de Costa que hay en la zona de “Llegadas” para coger un hot chocolate antes de subir a la planta del acceso de control. Dejé pasar primero a una señora rubia, de aspecto occidental, pero que cubría su cabeza con un velo parecido al que llevaban nuestras abuelas para asistir a misa. Ya con el vaso en la mano, me fui a la otra planta y busqué un buen acomodo para pasar la noche. Inicialmente, me preparé para tumbarme en uno de los nuevos asientos, pero finalmente opté por uno “reclinable” junto a la cristalera (con vistas a la planta de “llegadas”) donde estaba pintado un perfil de Battersea Power Station. Esa imagen me hacía sentir como en casa, pues son las mismas 4 chimeneas que puedo contemplar desde mi ventana.

“Estamos tan agustitooooo”, como cantaba el torero, unos durmiendo, otros leyendo y, en mi caso, conectada a internet gracias a los 45 minutos de WIFI gratis. De repente, un pedazo maromo uniformado y armado hasta los dientes pasa por delante, y se detiene a unos metros para hablar con una mujer que está agachada junto al cristal y haciendo fotos con el móvil. La mujer era la señora del velo a la que, ¡1 hora antes!, había cedido el turno en la cafetería. No, la policía de los aeropuertos ingleses no va con un simple niki o camisa, sino con chaleco, porra, pistola, extensible, y subfusil (no soy entendida en armas, pero creo que no son ametralladoras aunque puedan parecerlo). Como la calidad de mis fotos no es muy buena, os muestro una foto de EFE donde se les ve perfectamente y que, precisamente, se trata de una noticia sobre la alerta terrorista advertida hoy.

En aquel momento, desconocía por completo que existía una alerta terrorista. El aspecto de los policías era el mismo que el de otras ocasiones, pero sí llamaba la atención el hecho de que se dirigieran a alguien por llevar velo, pues en Londres ves a diario a gente con velos, turbantes, hiyab, chador y hasta niqab (este último incluso en el gimnasio) y no por ello les piden la documentación. Pese a la distancia, el tono claro del policía me permitió enterarme de algunas cosillas. Pidieron a la mujer que se identificara [foto], facilitaron por radio sus datos (nombre y dirección) y le pidieron su billete. Ahí llegó la sorpresa, la mujer no tenía billete para viajar, pero llevaba una hora en la zona de espera para pasar el control de “salidas”. La policía se limitó a hacerle la invitación de abandonar el lugar y marcharse, lo cual hizo voluntariamente, aunque no creo que exista una ley que prohíba la estancia en los aeropuertos sin tener billete.

Cinco minutos después, llegó nuevamente la pareja de policías, pero acompañados por otros cuatro compañeros y un perro que se dedicó a oler cada baldosa y maleta que había a nuestro alrededor. Sí, quien me conoce ya lo estará suponiendo, le informé al policía que la mujer llevaba al menos una hora en el aeropuerto, pues había comprado el café al tiempo que yo, y me preguntó que si la conocía o la había visto acompañada de alguien más. No, ni la había visto ni la volvimos a ver en toda la noche. Reconozco que se te quitan las ganas de dormir pues, en las muchas noches que he pasado en aeropuertos, nunca había presenciado una escena así. No parece muy normal que alguien sin billete de avión se vaya a pasear y tomar café al aeropuerto, menos aún a medianoche.

6 policías inspeccionando la planta baja con el perro
6 policías inspeccionando la planta baja con el perro

Sin embargo, pese a tanta aparente seguridad, debo decir que los aeropuertos londinenses son los únicos aeropuertos europeos en los que, al abandonar el país, la policía no me ha inspeccionado el pasaporte. Sí, pasas el típico control de maletas y la azafata verifica que los datos del billete coinciden con los del pasaporte, pero en Madrid, Bérgamo, Bolonia, Munich y Stuttgart he pasado también por un control policial que revisa el pasaporte al viajar fuera del país. Esto llama la atención, más aún si cabe, sabiendo que Reino Unido no forma parte del Acuerdo Schengen sobre el control de fronteras comunes (europeas). Dicho de otro modo, les preocupa quién entra en su país, pero les da lo mismo “lo que mandan” a otros países, que se encarguen ellos de controlar lo que reciben. De ahí que no es de extrañar la cantidad de pederastas británicos que, pese a estar buscados en su país de origen, residen tranquilamente en el sur de España.

Al menos mi regreso sería más “cálido” y músical. El aeropuerto de Gatwick organizó una cuestación durante varios días para recaudar dinero con destino a varias organizaciones benéficas: “fun a raising week”.

Anuncios

3 comentarios

  1. Las fotos con sillones morados son en Gatwick South, exterior (Departures, level 3), junto al control de seguridad y la cafetería Giraffe del exterior. Como podrás ver en una de las fotos, está frente a WH Smith, subiendo unas escaleras.

    También hay una especie de “hotel” (Bloc Hotel) justo al otro lado del acceso al control de seguridad. Nunca lo he utilizado, son pequeñas habitaciones. Previo pago. http://www.blochotels.com/gatwick/phone/index.html

    Si eres pasajero en tránsito y no llegas a salir, en el interior encontrarás una gran variedad de asientos y zona de juego para niños.

    Por supuesto, también hay salas VIP.

    Como todo, dependerá de la gente que te toque alrededor. Hay gente que busca dormir y otros a los q les importa un comino el cansancio de los demás aunque sean las 2 de la madrugada.

    De todas formas, si pretendes esperar para ir a Londres: desde Gatwick Airport tienes trenes durante toda la noche (cada 30 min. aproximadamente) y tardan unos 30-40 minutos en llegar al centro de Londres (London Victoria). http://www.nationalrail.co.uk (Journey Planner)

    En estas fechas, amanece hacia las 6:40 y “ya están las calles puestas”.

    Suerte.

    Me gusta

  2. Buenas,
    Muy buena tu entrada.
    Puedes decirme donde encontrar esa zona para dormir. Era gratuito o alguna zona vip del aeropuerto? Llego a las 3 de la mañana a Gatwick y quiero pasar la noche hasta que amanezca.
    Gracias de antemano
    Un saludo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s